Tutankhamon carter

tutankhamon carter

La Búsqueda de la Tumba Perdida

Índice
  1. La Búsqueda de la Tumba Perdida
  2. Howard Carter y el Hallazgo del Siglo
    1. El Descubrimiento
    2. La Entrada a la Antecámara
  3. La Increíble Colección de Tesoros
    1. Los Objetos Funerarios
    2. La Maldición de la Tumba
  4. El Legado de Tutankamón y Carter

En el valle de los reyes, la búsqueda de la tumba de Tutankamón se convirtió en una obsesión para muchos egiptólogos. Fue en 1914 cuando el arqueólogo británico Howard Carter recibió el financiamiento de Lord Carnarvon para dirigir una exhaustiva exploración en la búsqueda de la última tumba real desconocida.

Howard Carter y el Hallazgo del Siglo

Howard Carter era un hombre meticuloso y determinado. Sus métodos de excavación eran sistemáticos, lo que aumentaba las expectativas de un hallazgo significativo. A pesar de los retos y contratiempos, Carter no desistió en su propósito.

El Descubrimiento

Fue el 4 de noviembre de 1922 cuando Carter y su equipo despejaron unos escalones que llevaban a lo que parecía ser una puerta sellada. La inscripción indicaba que era la entrada a la tumba de Tutankamón, un joven faraón que había muerto prematuramente.

La Entrada a la Antecámara

Con el pulso firme y el corazón acelerado, Carter realizó una pequeña abertura por donde introdujo una vela. Lo que sus ojos vieron a través de la brecha fue un destello de oro y objetos intactos que habían yacido inconmovibles por más de tres mil años.

La Increíble Colección de Tesoros

La tumba de Tutankamón albergaba una colección impresionante de objetos funerarios cuidadosamente dispuestos para acompañar al faraón en su viaje al más allá.

Los Objetos Funerarios

Entre los objetos funerarios se encontraban:

  • La famosa mascara funeraria de Tutankamón, hecha de oro y piedras preciosas.
  • Sarcófagos anidados que protegían la momia.
  • Cientos de estatuillas conocidas como ushabtis, destinadas a servir al faraón en el más allá.
  • Carros de guerra y armas.
  • Mobiliario y joyería de inestimable valor.

La Maldición de la Tumba

[aib_post_related url='/batalla-cannas-anibal-roma/' title='Batalla cannas anibal roma' relatedtext='Quizás también te interese:']

La leyenda de la maldición que caería sobre aquellos que perturbasen el reposo eterno del faraón comenzó a tejerse tras el fallecimiento de Lord Carnarvon, mecenas de la excavación, quien murió cinco meses después del hallazgo por una picadura de mosquito infectada. Las especulaciones y la fascinación en torno a esta maldición persisten hasta nuestros días.

El Legado de Tutankamón y Carter

[aib_post_related url='/alvaro-de-navia-osorio-y-vigil/' title='Alvaro de navia osorio y vigil' relatedtext='Quizás también te interese:']

La tumba de Tutankamón y los tesoros hallados han tenido un impacto profundo en el entendimiento del Antiguo Egipto. Howard Carter se consagró como uno de los egiptólogos más famosos de la historia, no solo por su descubrimiento sino también por su contribución al método científico en la arqueología.

Hoy en día, el legado de Tutankamón vive no solo en el museo donde se exhiben sus tesoros, sino también en la imaginación de millones de personas fascinadas por la riqueza cultural del Antiguo Egipto.

¿Te ha resultado útil este post?

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para mejorar tu experiencia en nuestra web. Política de Cookies